A la venta: un búnker de la guerra fría y un silo de misiles en Dakota del Norte

A media hora al sur de la frontera con Canadá, en Fairdale, Dakota del Norte, una enorme estructura de hormigón se eleva desde los campos que la rodean.

Los edificios de color beige son tan prominentes en un paisaje por lo demás pastoral que podrían confundirse con un Stonehenge del siglo XX. Es un sitio de misiles de la Guerra Fría y está a la venta.

Lo último en distanciamiento social

En la década de 1970, las relaciones entre Estados Unidos y la Unión Soviética eran tan frías como cabría esperar en medio de una Guerra Fría.

Image

Ambas naciones seguían enfrascadas en una carrera armamentista, ampliando sus arsenales por si el enemigo tomaba la delantera. En estados del norte como Montana y las Dakotas, las reliquias del conflicto son sorprendentemente comunes.

La parcela a la venta, un antiguo emplazamiento de misiles de 50 acres y un búnker de mando, está rodeada por vallas dobles y se encuentra a poca distancia en coche de otros sitios que formaron el Stanley R. Mickelsen Safeguard Complex, una red de silos de misiles en Dakota del Norte.

Image

Otros incluyen una pirámide de seis mil millones de dólares en Nekoma que parece partes iguales de las pirámides de Giza y la Estrella de la Muerte, y un sitio cercano de 30 misiles que todavía está abierto para visitas hoy en día.

Los confines del norte del país se seleccionaron por un par de razones: estaban más cerca del Ártico, pero también porque hay escasa población.

Dakota del Sur: El Lejano Oeste, montañismo y presidentes famosos

Es decir, que es un lugar donde puedes poner cosas en el medio de un campo y poner una cerca alrededor de ellas, poner un cartel de ‘Prohibido el paso’ y la gente se mantendrá alejada de él.

Los silos que una vez contenían los explosivos ahora son tanques de agua, y gran parte del sitio está oxidado y cubierto de maleza, pero eso no ha frenado la demanda de poseer el casco de concreto aislado.

Dakota del Sur: Un palacio de maíz, osos curiosos y una visita a la Familia Ingalls

Algunas llamadas de posibles compradores han sido de aficionados a la historia, algunas de empresarios y algunas de preparadores del fin del mundo, que buscan una base sólida sobre la cual construir sus búnkeres.

Nunca estalló un conflicto directo entre Estados Unidos y la U.R.S.S., y los explosivos del silo finalmente fueron retirados del complejo en Dakota del Norte. Pero la arquitectura de aspecto brutalista permanece intacta, un extraño recordatorio de las tensiones en ese momento.

Arreo de bisontes en Dakota del Sur

Hoy, los silos y el búnker son monolitos de color marrón amarillento contra una pradera exuberante y un cielo azul. Una rareza inquietante.

La subasta de la trama de la Guerra Fría está programada para el 11 de agosto. Ideal para conservar el distanciamiento social en época de COVID.

Temas

Musement

728*90